viernes, 29 de junio de 2007

Fernando Pessoa ya tiene DNI

Había perdido mi Documento Nacional de Identidad y tenía un contacto que me permitía hacerlo en un día. Entrás, te sentás y salís tu DNI en la mano. Mirá vos... ¿en Argentina, che? De 9 a 12 en esta dirección. Hace mucho frío, sensación térmica dos grados. Hay un pibe con quipá que está desde las cinco porque dan diez números para los que llegan sin cartita. Los de pasaje, explica, los que viene con pasaje tienen diez números que dan a las ocho. Ah, entonces esto es, lisa y llanamente, una oficina para el que tiene la suerte de tener una carta, recomendación o cómo carajo se llame… los demás que se limiten a diez números cuando todavía es de noche. Una señorita policía en la puerta tiene una lista. Le digo mi nombre. Lo busca y me tilda. Ellos me estaban esperando como si esto fuera una recepción. Entro con el número sesenta en la mano. Hay un contador electrónico al que me dicen que, ahora, no le preste atención. Me doy cuenta de que no traje la partida de nacimiento. No importa, dice una chica, no te hace falta. Pero, ¿acá no debo acreditar mi identidad…? ¿Entonces? ¿Y el número y el contador? Con el número nos hacen pasar de diez en diez y me llama un gordito que está en una PC. Me busca por segunda vez en la lista y me dice que me siente donde estaba sentada hace cuatro minutos. Ya no puedo: otro se sentó en mi lugar. Al rato el sesenta aparece en el contador electrónico y otro policía me hace pasar a un pasillo. Espere acá, me dice y veo adelante una fila de cuatro computadoras. Las empleadas agitan la mano cuando se desocupan al grito de “por acá” y la gente va pasando. Espero y una jovencita anteojuda me llama agitando la mano. Paso, me siento y extiendo el DNI que conservo de mis 16 años. Ni lo mira. ¿Nombre? Podría haberle dicho Juana Azurduy o María Antonieta de Borbón… ella siempre confió en mí. Confió para mi fecha de cumpleaños (¿Por qué no habré aprovechado para sacarme unos años?), para mi domicilio (Principado de Mónaco), mi profesión (Física cuántica con especialización en agujeros negros) y mi estado civil. Jamás me pidió nada y si le hubiera dicho que en mi ropero se apilaban cincuenta cadáveres fresquitos lo habría anotado con la misma displicencia. Lo único que me dijo al mirarme por primera vez fue “en esa computadora pague y después le dicen qué hacer”. Le pago a una señorita que me dice que le dé parte de mi pago a la señora anterior porque no tenía vuelto. Otra cola. Un pelado nos da unos papeles con los datos que le di a la anteojuda. Otra señora agita la mano y allá voy. Me enchastra los dedos para las huellas y me dice “¿Profesora? Tengo una vecina que no ve la hora de jubilarse.” (Qué imbécil soy, me hubiera agregado unos años con la anteojuda y hubiera podido disfrutar de una jubilación temprana, pienso) ¿De Parque…? Chas, le digo antes de que pregunte. Ah, donde pasó ese tiroteo. No, eso fue en Barrio Parque. Me hace firmar. ¿Y ahora? Vuelva en tres horas y ya lo tiene. Traiga otra foto. Conclusión: Yo podría ser cualquiera: nadie me pidió un papel que certificara nada y ya tengo un DNI que me acredita sólo porque tengo mi esquizofrenia bien controlada. Me gustaría haber sido Pessoa y haber ido en pleno ejercicio de todos mis heterónimos. Seguramente habría salido con un DNI para cada uno de ellos.

3 comentarios:

Adriana dijo...

Así que una carta de recomendación....plastificála y cuando tenga que ir a renovar el DNI de Santiago me la prestás, Juaan estrenó el suyo esta semana, tras casi dos años de espera y un DNI mal confeccionado(se olvidaron una vocal del apellido)

El enano dijo...

Otra de DNI :

Alfredo Lucadamo va a buscar su DNI...

El cana dice : "Pasa Lucadamo !"

Y Lucadamo pasa y entra, el problema fue que el DNI estaba a nombre de "Pasa Lucadamo"...

Fue todavia mas gracioso que debido a sus nombrosas arrugas llamabamos a veces a Alfredo "Pasa de Uva"...

A veces hay cosas ligadas... va a saber porque...

Julieta Pinasco dijo...

Enanito... ¿"Nombrosas" viene a ser una versión supuestamente española de tu "nombreuses"? Acá solemos decir "numerosas". Nos suena mejor. ¡Pasa Lucadamo! Excelente historia de DNI. ¿Qué sabemos del susodicho Pasa?
Besos
La gorda

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...