sábado, 1 de mayo de 2010

Cosas curiosas

Salgo de casa, un día como el de hoy sin nadie en la calle, y me subo al colectivo 123, que no tomo jamás en mi vida, para hacer un trayecto de pocas cuadras que desconozco aún, rumbo a mi primera clase de fotografía.
Hay apenas tres pasajeros y me siento cerca de la puerta.
Cuando me acomodo, el colectivero prende la radio y escucho la canción.
El grupo mexicano Bacilos la grabó en el año 2002 y a nosotros nos encantaba bailarla. Lo hicimos decenas de veces en mi terraza o debajo de tu tilo a lo largo de este verano.
Yo no había vuelto a oírla hasta hoy: en un día feriado, en un colectivo que no tomo, rumbo a un sitio al que nunca había ido antes.
¡Cosas veredes, Sancho, que no crederes!


No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...