martes, 22 de febrero de 2011

Universos femeninos

Trajina en su universo de mujeres y su paciencia, que es infinita, se adelgaza hasta hacerse finita como una hoja mínima en el viento. Respira, toma un envión y vuelve a construir los puentes que sostienen relojes de goma, madejas de cabellos, orejas que no oyen, respuestas entre dientes y un estallido a punto de escaparse que doma, de a poquito, corrido hacia un costado: no vaya a ser que la explosión lo lleve y sea irremediable como unir los pedazos de una taza querida con baba de una araña. Él sabe, y aguarda que amanezca, munido de un paraguas. Y pasa la tormenta, él lava las huellas del naufragio y vuelve a transitar paciente su mundo de mujeres hasta que vuelva el viento y achique su paciencia al infinito.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...