jueves, 5 de julio de 2012

50 años de prisión.

Dijo guerra y fueron mujeres embarazadas dando a luz esposadas, fueron cuerpos hundiéndose en las aguas cuando aún respiraban, fue carne lacerada en la tortura, fue robo, allanamiento, desmesura bestial. Dijo guerra y fueron bebés que quedaron sin nombre y sin fotos, fueron hombres enterrados en tumbas olvidadas, fueron balazos en medio de la nuca como flores abiertas, fue hambre y miedo. Dijo guerra y fue una adolescencia robada que no vuelve. Fue guerra dijo y morirá en la cárcel para siempre con todos sus fantasmas, si los tiene; porque no hubo batallas que asentar en los libros al lado de la suma de los muertos, los desaparecidos, los idos, los perdidos. Dijo guerra y abrieron detrás los calabozos: el último monarca de la muerte queda preso.

(Estás donde deberías haber estado siempre, Jorge Rafael Videla)

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...