Viajar al sur

Viajar es salir de uno mismo para encontrarse en otras calles. Es hablar otra lengua y ver la realidad de otra manera, que no es otra cosa la gramática que una organización de nuestra comprensión del mundo circundante. Viajar es buscar las raíces o deshacerse de ellas. Es extrañarse, mirarse desde enfrente, pensarse del revés, mirarse boca abajo. Es sentir el rumor de la cultura, volver a leer las páginas que hicieron de ese sitio un oscuro objeto de deseo. 
Querría llevarte de la mano por Marsella -no porque no conozcas sino porque es mi hermano y mis mejores sonrisas familiares.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Leer: la mirada de los otros

Mi familia/ Pespuntes azules

Santiago/ Hace un mes